Formación para madres cabezas de hogar de la comuna 20 de Siloé

    2019 · Comuna 20 del sector de Siloé, en Cali · Cooperación al desarrollo

    Formación para madres cabezas de hogar de la comuna 20 de Siloé

    Gracias al proyecto "Educación para el trabajo a madres cabezas de hogar" se ha formado a 76 mujeres en situación de vulnerabilidad económica y social en distintas profesiones.

    Formación en peluquería para madres cabeza de hogar en el sector de Siloé, en Cali, Colombia
    Cooperación al desarrollo

    Cooperación al desarrollo

    Localización:

    Comuna 20 del sector de Siloé, en Cali

    Colombia

    Beneficiarios:

    74 madres cabezas de hogar

    Centro responsable:

    Centro Médico María Gay Tibau - La Nave

    En su trabajo diario en el Centro Médico María Gay Tibau - La Nave, las Religiosas de San José de Gerona observaron que muchas mujeres se encontraban en una situación de gran precariedad social, económica, psicológica y espiritual. 

    La mayoría de ellas eran madres que habían perdido a los padres de sus hijos debido a la guerra civil que ha sufrido Colombia durante años, por lo que se encontraban solas, sin recursos y sin formación ni educación que les facilitara el acceso al trabajo, intentando tirar adelante a sus familias. 

    Para ayudar a estas mujeres y empoderarlas tanto económica como personalmente, las Hermanas idearon un proyecto formativo y de apoyo espiritual y psicosocial que se inició el 16 de febrero de 2019 gracias a las aportaciones de Adveniat, de la Fundación Conrad Hilton y del propio Instituto de Religiosas de San José de Gerona.

    A pesar de las dificultades que surgieron durante el desarrollo del proyecto, como la irrupción de la pandemia del Covid-19, podemos decir que este se adaptó y finalizó con éxito, con resultados que perdurarán en el tiempo tanto para las beneficiarias como para la comuna 20 en el sector de Siloé.

    Objetivos del proyecto "Educación para el trabajo a madres cabezas de hogar"

    El objetivo principal del proyecto era ayudar a las mujeres participantes a mejorar sus condiciones de vida y la de sus hijos mediante su capacitación profesional, pero también abordando otros aspectos relacionados con la dimensión psicológica, social y espiritual de las personas, su relación con el entorno y con el planeta. 

    Actividades y resultados del proyecto

    Actividades

    74 mujeres se han beneficiado de una o más capacitaciones en distintas profesiones. En total se han realizado:

    • 44 capacitaciones en corte y cepillado del cabello, peinado, tinte, tratamiento capilar, limpieza facial y maquillaje, con una asistencia de 74 beneficiarias.
    • 33 capacitaciones en manicura y pedicura, con una asistencia de 59 beneficiarias.
    • 6 capacitaciones en postres y panadería, con una asistencia de 8 beneficiarias.
    • 5 capacitaciones en bisutería, con una asistencia de 15 beneficiarias.

    También, y con el objetivo de ofrecer una formación integral, se han realizado talleres complementarios sobre:

    • Cuidado de la salud laboral (Prevención de Riesgos Laborales).
    • Fundamentos de emprendimiento: contabilidad, mercadeo y servicio al cliente.
    • Seguridad alimentaria, para aplicar en la agricultura familiar urbana que se practica en la zona.
    • Conciencia ecológica.
    • Apoyo psicosocial, espiritual y religioso individualizado y en grupo. En este sentido, las beneficiarias pudieron compartir también 2 retiros para el crecimiento espiritual y humano en la Casa de Espiritualidad Santa Elena, en el Valle del Cauca (Cali).

    Resultados

    Además de la formación e incorporación al mundo laboral, la mejora de la independencia económica y el empoderamiento personal y espiritual de las mujeres que han participado, se han producido otros resultados importantes a nivel social. 

    En el sector de Cali en el que se ha desarrollado el proyecto hay bandas callejeras fuertemente enfrentadas a las que pertenecen algunas de las beneficiarias o sus hijos. La participación conjunta en las sesiones formativas, a las que las madres podían acudir con sus hijos/as pequeños para facilitar su asistencia, ha permitido que estrecharan vínculos propiciando una convivencia pacífica que se mantiene.

    Durante el desarrollo del proyecto, se ha podido instalar una panadería y una sala de belleza comunitarias en las que las mujeres que han recibido las capacitaciones pueden trabajar.

    Galería de Imágenes